Muchas empresas tratan de construir operaciones resistentes y reducir riesgos en sus cadenas de suministro.

Riesgos comerciales en el escenario mundial

0 Shares
0
0
0
0

La crisis de Covid-19 sigue planteando una amenaza inmediata para la seguridad tanto de las personas como de las empresas, según encuesta anual.

Por: Malema De León | [email protected]

Los lucros cesantes, el brote pandémico y los incidentes cibernéticos son los mayores riesgos comerciales este año. Estos tres encabezan el 10º Barómetro de Riesgos de Allianz 2021, reflejando los posibles escenarios de interrupción de los negocios y pérdidas que enfrentan las empresas a raíz de la pandemia de coronavirus.

De acuerdo con esta encuesta anual de riesgo empresarial global de Allianz Global Corporate & Specialty (AGCS), que incorpora las opiniones de 2,769 expertos de 92 países, entre los que se encuentran altos ejecutivos (CEO), gestores de riesgos, corredores y expertos en seguros, los lucros cesantes (#1 con 41% de respuesta) y el brote pandémico (#2 con 40%) son los mayores riesgos para las empresas este año, con los incidentes cibernéticos (40%) en tercer lugar.

Tales riesgos comerciales “están fuertemente entrelazados, lo que demuestra las crecientes vulnerabilidades de un mundo altamente globalizado y conectado”, dijo Joachim Müller, CEO de AGCS.

“La pandemia de coronavirus es un recordatorio de que la gestión de riesgos y la continuidad del negocio deben seguir evolucionando para ayudar a las empresas a prepararse y sobrevivir a eventos extremos. Si bien la pandemia sigue estando firmemente arraigada en países de todo el mundo, también debemos prepararnos para escenarios extremos más frecuentes, como la falta de disponibilidad mundial de servicios de nubes o un ciberataque, desastres naturales provocados por el cambio climático o incluso otro brote de otra enfermedad”, añadió.

Pandemia, hoy y el futuro

El reporte destaca que antes del brote de Covid-19, el lucro cesante (BI) ya había el top de la encuesta otras siete veces y volvió al primer lugar del ranking después de ser reemplazado por los incidentes cibernéticos en 2020. La pandemia muestra que los eventos extremos de BI a escala global no sólo son teóricos, sino una posibilidad real, causando pérdida de ingresos e interrupción en la producción, las operaciones y las cadenas de suministro. El 59% de los encuestados destacan la pandemia como la principal causa de BI en 2021, seguida de los incidentes cibernéticos (46%) y los desastres naturales e incendios y explosiones (alrededor del 30% cada uno).

“Es probable que las consecuencias de la pandemia -una mayor digitalización, el aumento del teletrabajo y la creciente dependencia de la tecnología por parte de las empresas y sociedades – aumenten los riesgos de BI en los próximos años”, explicó Philip Beblo, experto del equipo mundial de suscriptores de Property de AGCS. Sin embargo, sostuvo, los riesgos físicos tradicionales no desaparecerán y deben permanecer en el programa de gestión de riesgos. “Los desastres naturales, las condiciones climáticas extremas o los incendios siguen siendo las principales causas de interrupción de la actividad comercial de muchas industrias y seguimos observando una tendencia hacia más grandes pérdidas a lo largo del tiempo”, precisó.

Según los encuestados, la mejora de la gestión de la continuidad de las actividades es la acción clave de las empresas (62%), seguida del desarrollo de proveedores alternativos o múltiples (45%), la inversión en cadenas de suministro digitales (32%) y la mejora de la selección y la auditoría de los proveedores (31%).

Según los expertos de AGCS, muchas empresas encontraron sus planes donde fueron rápidamente aplastados por el ritmo de la pandemia. La planificación de la continuidad de las actividades debe ser más holística, multifuncional y dinámica, y la vigilancia y la medición de los escenarios emergentes o las pérdidas extremas deben actualizarse, probarse e incorporarse constantemente a la estrategia de una organización.

Ciberseguridad, un reto

En lo que atañe a los incidentes tecnológicos, fortalecer las medidas de seguridad ante un aumento global de los ataques cibernéticos es uno de los retos importantes de las empresas, según reporte de la compañía Hikvision sobre este tipo de vulnerabilidades. “De acuerdo al Banco Interamericano de Desarrollo (BID), en los últimos años, diversos países de América Latina y el Caribe han sido testigos y también víctimas del incremento de las amenazas a la ciberseguridad, las cuales han afectado no sólo a instituciones públicas y del sector privado, sino también a ciudadanos de estos países”, se indica.

Del informe del BID en referencia, “Ciberseguridad riesgos, avances y el camino a seguir en América Latina y el Caribe”, se destaca que los daños por delitos cibernéticos “alcanzarán los US$6 billones para 2021”.

Considerando tal estimación, conocer tales vulnerabilidades de la ciberseguridad es clave para proteger tanto a la persona como a la empresa. “Ahora que existe una amplia gama de dispositivos de Internet de las cosas (IoT) conectados a la web, el riesgo cibernético se convierte en un tema candente, pues diariamente se encuentran nuevas vulnerabilidades en el software, independientemente del fabricante. Por ejemplo, en 2019 más de 12,000 vulnerabilidades en todo el mundo se hicieron públicas”, destalló Miguel Arrañaga, pre-sales Director de Hikvision, quien agregó que existen empresas que están incorporando salvaguardas en sus procesos de desarrollo para reducir tales riesgos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You May Also Like