Brad Wilson | Vicepresidente de la oferta global de Distribución de Energía para Racks; de equipos de Infraestructura de TI y Borde de la Red (ITEI) de Vertiv.

Manual de sostenibilidad del centro de datos

0 Shares
0
0
0
0

Por: Brad Wilson | [email protected]

Existen más de 18 millones de servidores en funcionamiento en más de 2500 centros de datos alrededor del mundo para soportarlo todo, desde nuestra economía global hasta nuestra creciente fuerza laboral remota. A medida que seguimos viendo una mayor demanda de aplicaciones de comercio electrónico, inteligencia artificial, transmisión de video en directo, realidad virtual/aumentada, sistemas inteligentes y análisis de Big Data, podemos esperar que estas cifras aumenten considerablemente. Esta demanda sin precedentes de servicios digitales ha contribuido con el argumento de que los centros de datos se han vuelto tan esenciales como los servicios públicos, como la electricidad, el gas y el agua.

Aunque hay muy pocas dudas de que los centros de datos ocupan un lugar vital en nuestra sociedad, no podemos pasar por alto su impacto en el consumo de energía y de recursos. De una guía para la sostenibilidad del centro de datos, publicada por Vertiv, se puede extraer lo siguiente:

La industria responde al llamado de mayores objetivos de sostenibilidad. Solo en 2020, los centros de datos consumieron entre 200 y 250 teravatios-hora (TWh) de electricidad —casi el 1% de la demanda eléctrica mundial— y contribuyeron con el 0.3% de todas las emisiones de dióxido de carbono (CO2). Este mismo año, los centros de datos en Estados Unidos utilizaron un estimado de 174,000 millones de galones de agua. Estas cifras relacionadas con el consumo de los centros de datos han generado preocupaciones tanto en las industrias interesadas como en el público en general.

Muchos operadores y propietarios de centros de datos ya han adoptado iniciativas para mejorar la eficiencia y la sostenibilidad, pero aún queda mucho por hacer. Este movimiento industrial ha estado liderado por los principales hiperescaladores, quienes se han fijado objetivos para convertirse en carbono neutral o carbono negativo. Apple y Google Cloud han alcanzado cero emisiones netas de carbono; Amazon tiene previsto hacerlo para 2040 y Microsoft tiene la intención de convertirse en carbono negativo para 2030. En China, las compañías tecnológicas Chindata, Alibaba, Tencent, GDS y Baidu han logrado avances importantes en la reducción de las operaciones del centro de datos.

La enorme demanda de capacidad de centros de datos y la dependencia de una mayor tecnología presentan todo un desafío para las organizaciones que intentan reducir las emisiones. Sin embargo, al implementar tecnologías y estrategias para reducir el impacto ambiental, las organizaciones pueden disminuir los costos operativos, aumentar la flexibilidad financiera y reducir el riesgo de tener activos obsoletos o infrautilizados. Conozca más sobre los desafíos y oportunidades.

Tecnologías para una mejor eficiencia del centro de datos. En años recientes, nuestra industria ha presentado muchas innovaciones diseñadas para ayudar a los operadores del centro de datos a aumentar la utilización de los activos, maximizar la eficiencia y reducir las emisiones y el consumo de agua. A continuación, un resumen de algunas de estas tecnologías:

• La gestión energética inteligente: el equipo inteligente y los nuevos controles permiten que los operadores puedan mejorar la utilización y la eficiencia de los sistemas de potencia críticos necesarios para alcanzar altos niveles de disponibilidad en el centro datos. Una estrategia utilizada por las organizaciones es usar la capacidad de sobrecarga de algunos sistemas UPS para manejar los picos de demanda cortos y poco frecuentes en lugar de sobredimensionar el equipo con base en dichos picos.

• La energía renovable: puede resultar ser una excelente herramienta para reducir las emisiones de carbono. Existen muchas maneras de aprovechar las fuentes renovables, como los acuerdos de planes de compra, los certificados de energía renovable y la migración de las cargas a la nube o las instalaciones de coubicaciones que se han comprometido con una operación libre de carbono. Algunos operadores están buscando oportunidades para alimentar los centros de datos por medio de energía renovable generada localmente, lo cual puede lograrse al combinar las fuentes de energía renovable con celdas de combustible, sistemas capaces de producir hidrógeno limpio a partir de energía renovable y sistemas UPS con capacidades de soporte dinámico de la red eléctrica.

Los primeros pasos para una estrategia de sostenibilidad en el centro de datos. Para las organizaciones en las primeras etapas de planificación de objetivos de eficiencia y sostenibilidad a largo plazo, iniciar esta aventura puede parecer abrumador. Aquí se mencionan los primeros pasos para reducir el impacto ambiental:

  • Fijarse objetivos: al igual que los hiperescaladores mencionados anteriormente, una mayor cantidad de operadores de centros de datos se está fijando objetivos basados en la visión de un centro de datos con cero emisiones netas o la adopción de varios de los pilares que componen esta visión. De acuerdo con la guía de Vertiv, un centro de datos con cero emisiones netas suele incluir:
  • Cero pérdidas: eliminar las ineficiencias y maximizar la utilización en los sistemas del centro de datos.
  • Cero emisiones de carbono: eliminar las emisiones de carbono de la energía consumida por los centros de datos.
  • Cero desperdicios de agua: eliminar el desperdicio de agua de la operación del centro de datos.
  • Cero residuos: eliminar los desechos electrónicos generados por las operaciones de centros de datos.
  • Definición de marcos y criterios de medición: a la hora de fijarse metas cuantificables para reducir el impacto ambiental, las emisiones suelen ser el principal objetivo. El protocolo de gases de efecto invernadero ofrece marcos globales estandarizados que las organizaciones de la industria y sus socios de la cadena de valor pueden usar para comprender, sumar, cuantificar y reducir las emisiones. Otros criterios de medición que las organizaciones pueden utilizar para supervisar los objetivos de sostenibilidad incluyen la eficiencia del flujo de aire, el factor de utilización del economizador de aire, los ahorros en dióxido de carbono y la efectividad del uso del carbono. Encontrará más marcos y criterios de medición en línea.
  • Dar prioridad a las oportunidades: las organizaciones que buscan desarrollar su enfoque en sostenibilidad pueden comenzar con una evaluación de los sistemas de centros de datos existentes y la priorización de las oportunidades con base en las tecnologías disponibles y los objetivos. A medida que los planes avanzan, los operadores deberían continuar dando prioridad a las soluciones que puedan alcanzar los niveles deseados de continuidad. Algunas prioridades que considerar incluyen mayor utilización de los activos, un menor consumo de agua y la reutilización del calor en el centro de datos, además de la reducción de los desechos electrónicos.

Ejecutar estos cambios no será fácil para la mayoría de las organizaciones. Sin embargo, los menores costos, el avance hacia los objetivos corporativos, la dependencia limitada de los servicios públicos y un menor impacto ambiental por parte de estas iniciativas pueden aportar un valor importante a largo plazo para una organización.

***Las opiniones aquí expresadas son de exclusiva responsabilidad del autor, y pueden no coincidir con las del cuerpo editorial de esta revista o las de este gremio empresarial.

ad1
Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You May Also Like

apprendoacademy